viernes, 1 de abril de 2011

LA HISTORIA SALVADOREÑA INMERSA EN LA LITERATURA NACIONAL : ENSAYO LITERARIO 2011 2 "E"

Se pretende que este espacio el alumno ya sea de una forma colaborativa o autónoma los alumnos y alumnas  publiquen  o escriban sus ensayos literarios, referentes al tema antes citado.

10 comentarios:

  1. La historia Salvadoreña Inmersa En La Literatura Nacional
    Orígenes de la literatura salvadoreña
    En El Salvador, el escaso desarrollo de la novela no ha impedido la existencia de dos sólidos cuentistas: Salvador Salazar Arrué (1899 - 1976), El señor de la burbuja (1923), Cuentos de barro (1933), y Álvaro Menéndez Leal (1930), que ha publicado entre otros, Cuentos breves y maravillosos (1963), Una cuerda de nylon y oro y otros cuentos breves y maravillosos (1970)y Revolución en el país que edificó un castillo de hadas (1971).Las obras publicadas de Salarrué son: El Cristo negro (novela, 1926), El señor de La Burbuja (novela, 1927), O'Yarkandal (cuento, 1929), Remotando el Uluán (Notese que es Remotando y no Remontando,cuento, 1932), Cuentos de barro (cuento, 1934), El libro desnudo (relato, 1936).
    Algunas Obras Literarias de Escritores Salvadoreños
    Obra Miguel Mármol (Roque Dalton)
    Miguel Mármol- Los Sucesos de 1932 en El Salvador, es un libro de corte biográfico, escrito por Roque Dalton. Basándose en diversas entrevistas que Dalton realizó a Mármol en Praga durante el verano de 1966, el autor intenta reconstruir los hechos de la insurrección comunista que se dio en El Salvador en 1932. El libro narra la historia de Miguel Mármol, un hombre humilde de raíces campesinas quien a razón de las circunstancias que le enfrentó la vida, se va sumergiendo en el mundo revolucionario de aquella época. Así se va narrando como Mármol se involucra en la lucha de sus ideales y se convierte en protagonista de uno de los capítulos más intensos de la historia de El Salvador. Miguel Mármol narra su lucha, su milagrosa supervivencia al verse frente al paredón, su protagonismo en la insurrección del 32 y los caminos que lo llevaron posteriormente al exilio.
    Obra un día en la vida (Manlio Argueta)
    Desde ese punto de vista considero Un Día en la Vida como una novela testimonial, aunque todas mis novela son testimoniales y autobiográficas, pues tengo el privilegio como escritor de experimentaciones propias y ajenas de carácter excepcional, haber vivido realidades inusitadas que me retan a recrearlas con el oficio del imaginario, dándoles trato poético de acuerdo a mi vocación por la poesía desde niño, y desarrollada en la prosa novelística. La novela comienza con un monólogo de Guadalupe Guardado. A la hora de levantarse, se abre el día con una expresión religiosa, propia de nuestra gente del campo: “No hay día de Dios que no esté de pie a las cinco de la mañana. Cuando el gallo ha cantado un montón de veces voy para arriba, cuando el cielo está todavía oscuro y solo es cruzado por el silbido de un pájaro volando, me levanto”.
    La “Patria exacta”
    de Oswaldo Escobar Velado.

    Esta es mi Patria:
    un montón de hombres; millones
    de hombres; un panal de hombres
    que no saben siquiera
    de dónde viene el semen
    de sus vidas
    inmensamente amargas.
    Esta es mi Patria:
    Digan, griten, poetas del alpiste,
    digan la verdad que nos asedia.
    Digan que somos un pueblo desnutrido.
    Que la leche y la carne se la reparten
    entre ustedes
    después que se han hartado
    los dirigentes de la cosa pública.
    Allá en todo esto, junto a todo esto,
    como brasa mi corazón
    denuncia el apretado mundo,
    la desolada habitación del hombre que sostiene
    el humo de las fábricas. Esta es la realidad.
    Esta es mi Patria; 14 explotadores
    y millones que mueren sin sangre en las entrañas.
    Esta es la realidad.
    ¡Yo no la callo aunque me cueste el alma”.
    Crónicas, Arturo Ambrogi, San Salvador, Dirección de Publicaciones e Impresos, 1996 Sin ISBN A Ambrogi lo llamaron “El benjamín del modernismo”. Prosista eficaz y pulcro en medio de generaciones de literatos centroamericanos cuya pasión era la poesía, Ambrogi es, junto a José María Peralta Lagos, otro prosista, el más agudo observador de su tiempo.
    Hecho por: Sthephani Vanegas
    Leonardo Toledo Mariajosé Campos
    Marlene Orellana
    Vanesa Josefina
    José Alfredo

    ResponderEliminar
  2. Les felicito por su tarea invito a los demás jóvenes a que también publiquen sus tareas.

    ResponderEliminar
  3. Tarea 2ª Parte: En los años siguientes, el país vivió en un estado de constante inestabilidad política, debido a la pugna entre liberales y conservadores. El triunfo definitivo de los primeros, en 1871, propició una sucesión de gobiernos dirigidos por terratenientes, la "República Cafetalera". Durante esta época, en 1881 y 1882, el presidente Rafael Zaldívar decretó la abolición de la propiedad comunal y ejidal. Los historiadores consideran que esta medida contribuyó a crear una concentración en la tenencia de la tierra, una de las causas de la guerra civil en el siglo XX.
    Los gobiernos militares


    En diciembre de 1931, el general Maximiliano Hernández Martínezpresidente de El Salvador, luego del derrocamiento del gobernante civil, Arturo Araujo. Con el general Martínez se inició una sucesión de gobiernos militares que habrían de regir el país hasta 1979. se convirtió en
    La concentración de la tierra en pocas manos y las enormes desigualdades sociales generaron un levantamiento campesino e indígena en 1932, que fue brutalmente reprimido, con cerca de 20.000 muertos. El régimen de Martínez se consolidó luego de contener la rebelión, manteniéndose en el poder hasta 1944. En la década de 1950, los gobiernos de los coroneles Osorio y Lemus, impulsaron algunas reformas sociales pero mantuvieron un fuerte control de la oposición.




    La llamada "Guerra del Fútbol" con Honduras (1969), provocó el regreso en masa de miles de salvadoreños establecidos en el país vecino, lo que hizo aumentar las tensiones sociales. Los salvadoreños eran perseguidos por las autoridades hondureñas y por la llamada "mancha brava" ( grupos de paramilitares anti-salvadoreño ), ellos habian emigrado a Honduras para trabajar en las bananeras y habian crecido y prosperado con negocios y tierras lo que ponia en recelo a los hondureños.Despues de esto eran perseguidos los salvadoreños por los hondureños escapaban descalsos huyendo de la masacre por las montañas de Honduras hacia El Salvador. Se reportaron mujeres salvadoreñas con los senos cortados, linchamientos salvajes de niños con sus familias completas. Los que se quedaban eran llevados a los campos de concentracion de Olancho,y San Pedro Sula para ser exterminados.
    Por su parte el gobierno de El Salvador de Fidel Sanchez denunciaba estos hechos en la Organizacion de los Estados Americanos OEA quien hacia caso omiso a tales hechos.Lo que produjo el desenlace el 14 de julio de 1969. con un fulminante ataque sorpresa que dejo a los hondureños atonitos,y en huida hacia la costa atlantica ,ya que el ejercito hondureño se habia concentrado sus fuerzas en la frontera de El Salvador listo para atacar al pequeño pais.

    Honduras tenia las mas poderosa fuerza aerea de toda centroamerica que fue diezmada en por el ataque sorpresa de El Salvador tomandose en el primer dia un basto territorio de hasta 40 km adentro de Honduras y 14 ciudades hondureñas, que fue devuelto enseguida solo por intervencion de la OEA .
    Honduras por su parte toma la ofenciva solo hasta un dia despues atacando la refineria de Acajutla y el aeropuerto de Ilopango. sus fuerzas fueron inutiles de sacar de su territorios a las fuerzas salvadoreñas ya cansadas del ultraje a sus hermanos salvadoreños. Esto fue la mal llamada "guerra de futbol".

    ResponderEliminar
  4. Gracias por cumplir con las tareas.

    ResponderEliminar
  5. Integrantes: Doris Alicia Mejía Godoy
    David Alexander Domínguez Ortiz
    Edith Evelina de Castillo
    Morena Acebedo Mata
    Ana Ruth Monge Saldaña
    Flor de María Lima
    LA HISTORIA DE EL SALVADOR INMERSA EN LA LITERATURA NACIONAL.
    Uno de los periodos de la historia salvadoreña que más ha llamado la atención es el comprendido de 1931 a 1944 a esta época se le denomina el martinato debido a que uno de los militares mas controvertidos el general Maximiliano Hernández Martínez gobernó de manera dictatorial.
    Pero si nos referimos en literatura fue el impacto del mundo exterior el que fue más evidente en la literatura donde la influencia de los literatos franceses cao profundamente en las letras salvadoreñas.
    El modernismo encontró uno de sus grandes exponentes en la figura de francisco gavidia, junto con Rubén Darío, el maestro gavidia alcanzo un renombre continental a principios del siglo XX. El dominio de la lengua materna, el francés y las lenguas clásicas, ubicaron a gavidia en un plano que trascendía lo estrictamente salvadoreño y lo convirtieron en una figura de la literatura occidental muy apropiado para un hombre del progreso que vivía en El Salvador en esos tiempos.
    Así la patria en poesía y en prosa fue tomando forma en los escritos de Alfredo espino, de miguel ángel espino y Arturo ambrogui.
    A través de su literatura varias generaciones de salvadoreños y salvadoreñas sintieron su patria se identificaron con su gente y sus costumbres y se comenzaron a interesar por sus problemas. La literatura buscaba comprender como estas expresiones culturales habían sobrevivido el embate de la modernidad y como diversos grupos habían conservado su identidad cultural frente a las poderosas corrientes del progreso.
    Entre los escritores que escribieron sus obras, cuentos o historias refiriéndose a lo que se vivía en El Salvador en esa época tenemos, Roque Dalton con su obra Miguel Mármol en esta se narran los sucesos de 1932 en El Salvador; el autor intenta reconstruir los hechos de la insurrección comunista que se dio en El Salvador en 1932. Los sucesos van narrados a través de los ojos de miguel mármol quien fue partícipe de dicha insurrección y milagrosamente vivió para contarlo.
    Tenemos también poema de amor de Roque Dalton, en dicho poema Roque Dalton cuenta como los salvadoreños extrañan su país natal cuando están fuera de él y en el poema va narrando como somos realmente los Salvadoreños.
    Tenemos también Arturo Ambrogui quien es considerado el padre del cuento moderno y pionero del rescate lingüístico.

    Obras.
    Bibelots (1893)
    También tenemos a Manlio Argueta con un día en la vida, esta fue escrita en 1979 y llevada a El Salvador cuando se encontraba en plena guerra civil.
    Muchos de los escritores salvadoreños plasmaron en sus obras literarias de lo que El Salvador vivió en la década de 1944 y la lucha anti autoritaria.
    Como ejemplo tenemos un grupo de escritores, entre ellos se encuentran, Pedro Geufroy Rivas, quien produjo una obra lirica, marcada por la vanguardia y que además produjo una importante labor de rescate de las tradiciones indígenas y de la lengua popular.
    También otros escritores como Oswaldo Escobar Velado, Mario Argueta, Arturo Ambrogui, Roque Dalton, pusieron como ejemplar la historia de El Salvador en algunas de sus obras, como ejemplo costumbristas el romanticismo, uno de los poemas de Oswaldo Escobar Velado y de Manlio Argueta, son patria exacta y poema de amor, estos poemas tienen una delatada preocupación y un componente esencial de denuncias de las injusticias que vivía El Salvador.
    Poema de amor se trata de las personas que viajaban indocumentadas a otros países por contratistas ladrones y que eran arrestados y pues esta es una realidad que vivo y que aun sigue viviendo en nuestra historia El Salvador.

    ResponderEliminar
  6. Les felicito por sus tareas, sigamos adelante, éxitos y bendiciones en el camino de la vida.

    ResponderEliminar
  7. La Historia Salvadoreña Inmersa En La Literatura Nacional
    Orígenes de la literatura salvadoreña
    En El Salvador, el escaso desarrollo de la novela no ha impedido la existencia de dos sólidos cuentistas: Salvador Salazar Arrué (1899 - 1976), El señor de la burbuja (1923), Cuentos de barro (1933), y Álvaro Menéndez Leal (1930), que ha publicado entre otros, Cuentos breves y maravillosos (1963), Una cuerda de nylon y oro y otros cuentos breves y maravillosos (1970)y Revolución en el país que edificó un castillo de hadas (1971).Las obras publicadas de Salarrué son: El Cristo negro (novela, 1926), El señor de La Burbuja (novela, 1927), O'Yarkandal (cuento, 1929), Remotando el Uluán (Notese que es Remotando y no Remontando,cuento, 1932), Cuentos de barro (cuento, 1934), El libro desnudo (relato, 1936).
    Entre algunas Obras Literarias de Escritores Salvadoreños en las que más se habla de la historia de El Salvador tenemos:
    Obra Miguel Mármol (Roque Dalton)
    En esta obra todo el que la haya podido leer tendrá la oportunidad de conocer los sucesos de 1932 en El Salvador que en esta obra literaria se narran, el objetivo de Roque Dalton al haberla escrito fue para revivir los hechos comunistas que se dieron en El Salvador en esa época. Les daré un pequeño resumen de lo que habla esta obra: “El libro narra la historia de Miguel Mármol, un hombre humilde de raíces campesinas quien a razón de las circunstancias que le enfrentó la vida, se va sumergiendo en el mundo revolucionario de aquella época. Así se va narrando como Mármol se involucra en la lucha de sus ideales y se convierte en protagonista de uno de los capítulos más intensos de la historia de El Salvador”.
    Obra un día en la vida (Manlio Argueta)
    Esta obra para el escritor también es considerada como una novela testimonial, en su obra Un Día en la Vida escribe sus experimentaciones propias le ha dado un trato poético e imaginario y la desarrollo con estilo de prosa novelística. A continuación una muestra del texto de la obra un Día en la Vida: “. La novela comienza con un monólogo de Guadalupe Guardado. A la hora de levantarse, se abre el día con una expresión religiosa, propia de nuestra gente del campo: “No hay día de Dios que no esté de pie a las cinco de la mañana. Cuando el gallo ha cantado un montón de veces voy para arriba, cuando el cielo está todavía oscuro y solo es cruzado por el silbido de un pájaro volando, me levanto”.
    También otros escritores como Oswaldo Escobar Velado, Mario Argueta, Arturo Ambrogui, Roque Dalton, pusieron como ejemplar la historia de El Salvador en algunas de sus obras, como ejemplo costumbristas el romanticismo. También tenemos algunos escritores como Alfredo espino quien en la década de 1900 y 1928 constituyo un suceso de gran importancia en la historia literaria salvadoreña. También podemos tener la oportunidad y el interés de leer algunos poemas que también nos hablan de la historia de El Salvador, dos ejemplos pueden ser en poema de amor de Roque Dalton en donde expresa como los salvadoreños extrañan su país natal ya que están fuera y lejos de él.
    La “Patria exacta” (Poema)
    de Oswaldo Escobar Velado.
    Esta es mi Patria:
    un montón de hombres; millones
    de hombres; un panal de hombres
    que no saben siquiera
    de dónde viene el semen
    de sus vidas
    inmensamente amargas.
    Esta es la realidad.
    Esta es mi Patria; 14 explotadores
    y millones que mueren sin sangre en las entrañas.
    Esta es la realidad.
    ¡Yo no la callo aunque me cueste el alma”.
    Crónicas, Arturo Ambrogi, San Salvador, Dirección de Publicaciones e Impresos, 1996 Sin ISBN A Ambrogi lo llamaron “El benjamín del modernismo”. Ambrogi es, junto a José María Peralta Lagos, otro prosista, el más agudo observador de su tiempo.
    Hecho por: Sthephani Vanegas
    Leonardo Toledo Mariajosé Campos
    Marlene Orellana
    Vanesa Josefina
    Mayra Ordóñez

    ResponderEliminar
  8. Me alegran que participaran y colaboraran de este proyecto educativo que estoy tratando de poner en práctica con mis demás estudiantes, por su participación y cumplimiento de tareas, gracias.

    Les deseo todo lo bueno en sus vidas, Dios les bendiga siempre.

    ResponderEliminar
  9. ACTIVIDAD DE LENGUAJE Y LITERATURA

    INTEGRANTE: Cesar Adalberto Posada López

    LA HISTORIA SALVADOREÑA INMERSA EN LA LITERATURA NACIONAL

    LA LITERATURA SALVADOREÑA

    En El Salvador, el escaso desarrollo de la novela no ha impedido la existencia de dos sólidos cuentistas: Salvador Salazar Arrué (1899 - 1976), El señor de la burbuja (1923), Cuentos de barro (1933), y Álvaro Menéndez Leal (1930), que ha publicado entre otros, Cuentos breves y maravillosos (1963), Una cuerda de nylon y oro y otros cuentos breves y maravillosos (1970)y Revolución en el país que edificó un castillo de hadas (1971).Las obras publicadas de Salarrué son: El Cristo negro (novela, 1926), El señor de La Burbuja (novela, 1927), O'Yarkandal (cuento, 1929), Remotando el Uluán (Notese que es Remotando y no Remontando,cuento, 1932), Cuentos de barro (cuento, 1934), El libro desnudo (relato, 1936).
    Algunas Obras Literarias de Escritores Salvadoreños
    Obra Miguel Mármol (Roque Dalton)
    Miguel Mármol- Los Sucesos de 1932 en El Salvador, es un libro de corte biográfico, escrito por Roque Dalton.

    Basándose en diversas entrevistas que Dalton realizó a Mármol en Praga durante el verano de 1966, el autor intenta reconstruir los hechos de la insurrección comunista que se dio en El Salvador en 1932. El libro narra la historia de Miguel Mármol, un hombre humilde de raíces campesinas quien a razón de las circunstancias que le enfrentó la vida, se va sumergiendo en el mundo revolucionario de aquella época. Así se va narrando como Mármol se involucra en la lucha de sus ideales y se convierte en protagonista de uno de los capítulos más intensos de la historia de El Salvador. Miguel Mármol narra su lucha, su milagrosa supervivencia al verse frente al paredón, su protagonismo en la insurrección del 32 y los caminos que lo llevaron posteriormente al exilio.
    Obra un día en la vida (Manlio Argueta)
    Desde ese punto de vista considero Un Día en la Vida como una novela testimonial, aunque todas mis novela son testimoniales y autobiográficas, pues tengo el privilegio como escritor de experimentaciones propias y ajenas de carácter excepcional, haber vivido realidades inusitadas que me retan a recrearlas con el oficio del imaginario, dándoles trato poético de acuerdo a mi vocación por la poesía desde niño, y desarrollada en la prosa novelística. La novela comienza con un monólogo de Guadalupe Guardado. A la hora de levantarse, se abre el día con una expresión religiosa, propia de nuestra gente del campo: “No hay día de Dios que no esté de pie a las cinco de la mañana. Cuando el gallo ha cantado un montón de veces voy para arriba, cuando el cielo está todavía oscuro y solo es cruzado por el silbido de un pájaro volando, me levanto”.

    La “Patria exacta” (Poema)
    de Oswaldo Escobar Velado.
    Esta es mi Patria:
    un montón de hombres; millones
    de hombres; un panal de hombres
    que no saben siquiera
    de dónde viene el semen
    de sus vidas
    inmensamente amargas.
    Esta es la realidad.
    Esta es mi Patria; 14 explotadores
    y millones que mueren sin sangre en las entrañas.
    Esta es la realidad.
    ¡Yo no la callo aunque me cueste el alma”.
    Crónicas, Arturo Ambrogi, San Salvador, Dirección de Publicaciones e Impresos, 1996 Sin ISBN A Ambrogi lo llamaron “El benjamín del modernismo”. Ambrogi es, junto a José María Peralta Lagos, otro prosista, el más agudo observador de su tiempo.

    ResponderEliminar